lunes, 16 de julio de 2012

Versos azules para almas incoloras (VI)


Harén. Lo prohibido.
Quiero hacerlo. Penetrar en la muralla
que guarda la selva de pasiones.
Quiero arder y morir
congelada un momento después.
Quiero sentir como corren por mis mejillas
lágrimas de sangre caliente
y descienden por todo mi cuerpo,
y caen a mis pies.
Y se unen a las tuyas
que caen a tus pies.
Y se mezclan, y nos inundan
llevándonos consigo un torrente rojo
de amor, odio y dolor.
Para al fin depositar nuestros cuerpos,
juntos, en una playa blanca D
donde el sol no brillará jamás
sin nuestro permiso.
Quiero perseguir como una loca mis impulsos.
Quiero correr detrás de ellos
a través de infinitos mundos de sentimientos.
No me importa sufrir. No me importa morir.
Quiero morir si ése es el precio…
si ése es el precio de la vida.


5 comentarios:

  1. Precioso, Sara. Quiero morir si ese es el precio de la vida. Me encanta
    saludillos

    ResponderEliminar
  2. Quiero, quiero felicitarte
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Gracias, Puck. Gracias Lapislazuli.

    ResponderEliminar
  4. Gracias, Puck. Gracias Lapislazuli.

    ResponderEliminar